Inicio  
La Fertilidad  
Medicina
Reproductiva
 
Andrología  
Cirugía Mínimamente
Invasiva
 
Cirugía Vaginal
y de Incontinencia Urinaria
 
Menopausia
y Climaterio
 
Sindrome Ovárico Micropoliquístico
       
 
Dr. César Cafatti Jamarne
Gineco-Obstetra
Infertilidad
Cirugía Laparoscópica

 

       
Mi Presentación  
Ubicación  
Contacto
     
 

Síndrome Ovárico Micropoliquístico :

Este síndrome es la acumulación de muchos folículos no completamente desarrollados en los ovarios. Esta condición se caracteriza por ciclos menstruales irregulares, insuficientes o menstruación ausente, múltiples quistes pequeños en los ovarios (ovarios poliquísticos), hirsutismo leve e infertilidad. Muchas mujeres que presentan esta condición también presentan diabetes con resistencia a la insulina.

La función ovárica anormal hace que folículos no completamente desarrollados (óvulos) algunas veces se acumulen en los ovarios. Estos óvulos no alcanzan la maduración y, por lo tanto, no son expulsados del ovario (ovulación), ocasionando su acumulación como quistes y produciendo infertilidad.

Los ovarios poliquísticos tienen un tamaño de dos a cinco veces mayor que los ovarios normales y presentan una cubierta externa blanca, gruesa y muy resistente. Esta condición se llama comúnmente síndrome de Stein-Leventhal y se desarrolla generalmente poco tiempo después de la pubertad. La mujer con ovarios poliquísticos deja de menstruar (puede no haber iniciado aún la menstruación) o menstrúa irregularmente. En algunos casos, aumenta de peso, volviéndose finalmente obesa, y puede desarrollar cantidades excesivas de vello facial o corporal (hirsutismo). Algunas mujeres presentan virilización.

Aunque no se comprende bien la causa de la enfermedad de Stein-Leventhal, existen algunas teorías que sugieren que ésta es provocada por problemas en la producción de estrógenos y retroalimentación ovárica hipotalámica. La función ovárica normal depende de muchas hormonas y cuando una o más de estas hormonas no se produce en el momento correcto y en una concentración adecuada, puede interferir con el desarrollo normal.

La función ovárica no se lleva a cabo normalmente si el cuerpo de una mujer no produce cantidades suficientes de hormonas hipofisarias. Sin embargo, un incremento en la cantidad de la hormona foliculoestimulante (FSH), que es una de las hormonas producidas normalmente por la glándula pituitaria, logra a menudo estimular los óvulos subdesarrollados para que maduren y sean liberados desde el ovario.

Las mujeres a quienes les ha sido diagnosticado este trastorno tienen con frecuencia una madre o hermana con síntomas similares, comúnmente asociados con la enfermedad ovárica poliquística. Sin embargo, no existe suficiente evidencia en la actualidad que compruebe que esta enfermedad tenga relación con algún factor genético.

La concepción es frecuentemente posible con tratamientos medicinales o quirúrgicos adecuados. Después de la concepción, el embarazo no suele presentar problemas.

En un examen pélvico, el médico puede observar un aumento del tamaño del clítoris (hallazgo poco frecuente) y agrandamiento de los ovarios.

Los exámenes son:

  • LH (hormona luteinizante) y FSH (hormona foliculoestimulante) aumentadas.
  • Ultrasonido vaginal.
  • Laparoscopia.
  • Biopsia ovárica.
  • Niveles elevados de andrógeno (testosterona).
  • 17-Cetosteroides en orina pueden estar elevados.
  • LH elevada.
  • Nivel de estrógeno relativamente alto.
  • FSH disminuida.
  • Suero HCG (examen de embarazo).

Este trastorno puede alterar también los resultados de los siguientes exámenes:

  • Estriol en orina.
  • Estriol en suero.

Los medicamentos usados para tratar los síntomas del síndrome de Stein-Leventhal incluyen anticonceptivos orales, espironolactona, flutamida y citrato de clomifeno. El tratamiento con clomifeno induce a la glándula hipofisaria a producir más FSH, lo cual, a su vez, estimula la maduración y la liberación de los óvulos. Ocasionalmente, agentes más poderosos de inducción de la ovulación (medicamentos para la fertilidad, gonadotropinas menopáusicas humanas) son necesarios para provocar el embarazo.

La "resección en cuña" de los ovarios se ha utilizado en el pasado para extirpar los quistes.

Finalmente, la reducción de peso, lo cual puede ser muy difícil, es además muy importante. Asimismo, es esencial mantener una salud general óptima y eliminar las complicaciones de la obesidad.



 
     
 
generado por: magicwilloweb.com